Murió Robin Williams

Robin Williams era una explosión de energía positiva, un hombre con un cerebro prodigioso que disparaba a mil por hora frases ingeniosas que brotaban de forma improvisada, siempre en busca de la sonrisa del público. Dejó como herencia un sinfín de personajes memorables: el profesor Keating de El club de los poetas muertos; el terapeuta de Matt Damon en El indomable Will Hunting; el doctor Malcolm Sayer de Despertares , el genio de Aladdin o el pinchadiscos de la radio Adrian Cronauer de Good morning, Vietnam, por citar solo unos cuantos.

El día que murió Robin Williams

Su inesperada muerte a los 63 años dejó huérfanos a muchísimos admiradores, allegados y a una profesión cinematográfica que quedó en shock. El lunes 11 de agosto de 2014 la noticia de la muerte del cómico de las mil caras y las mil voces supuso todo un terremoto mediático, sobre todo al anunciarse  que fue un suicidio. Williams se había colgado con su cinturón en un armario de la habitación en la que dormía solo debido a sus problemas de insomnio. Su mujer Susan Schneider, al ver la puerta cerrada, pensó que estaría durmiendo tranquilamente y se marchó a trabajar. La espeluznante escena la descubrió su asistenta por la mañana.

Los medios no dejaron de especular sobre las causas del suicidio e inflaron las noticias de falsos rumores: depresión, tristeza, problemas con las drogas, bipolaridad, bancarrota... Nada más lejos de la realidad. Robin llevaba tiempo encontrándose mal, y la culpa de su deterioro físico y mental la tenía una devastadora enfermedad que jamás le fue diagnosticada, la demencia con cuerpos de Lewy, hasta que se le practicó la autopsia. Se trata de un trastorno neurodegenerativo que afecta la memoria y las capacidades motoras del que Susan solo tuvo conocimiento en octubre de 2014, cuando recibió el informe forense.

La pesadilla comenzó dos años antes de su fallecimiento. Susan recuerda que solían ir al Throckmorton, una sala donde Robin actuaba. Al actor, que adoraba rodearse del contacto con el público "no le apetecía tanto estar con la gente entre bastidores. Parecía inseguro al salir al escenario".

La agilidad mental de Williams empezó a menguar. Le era complicado memorizar las frases de los guiones y él sabía que algo iba mal. En esa época trabajaba en la tercera entrega de Noche en el museo y en la serie The crazy ones. Pese a que intentaba disimular los temblores de su mano, el actor se las arregló para salir adelante durante un tiempo. Hasta que en el rodaje de Noche en el museo: el secreto del faraón, le dio un ataque de pánico.

"La demencia con cuerpos de Lewy aumenta la ansiedad, las inseguridades, provoca delirios, alucinaciones, insomnio, y en muchas ocasiones termina en suicidio", señala el doctor Bruce Miller, director del Centro de la Memoria y el Envejecimiento en la Universidad de California San Francisco. Y añade: "Las personas con cerebros excepcionales, que son increíblemente brillantes, suelen resistir y tolerar mejor las enfermedades degenerativas que las que tienen un cerebro normal. Esto demuestra que Robin Williams era un genio”.

Así, Williams tuvo que hacer frente durante sus últimos meses de vida a síntomas y alteraciones que le impedían ser la persona alegre y extrovertida que siempre había sido. Había perdido su frescura y espontaneidad.

A Robin le encantaba montar en bicicleta. Decía que era lo más parecido a volar. Se desafiaba constantemente a sí mismo. Los últimos meses de vida estaba irreconocible, frustrado, agotado, no dormía...había perdido peso y muchas veces no podía levantarse de la cama.

La magia, la genialidad y la creatividad desbordante que emanaba de esa alma cariñosa se había evaporado. Ya no quedaba nada a lo que aferrarse y se fue consumiendo, aislándose cada vez más. "Quiero ayudar a la gente a tener menos miedo", dejó escrito en un libro. Es una lástima que nadie pudiera hacer nada por ayudarle a entender y superar sus propios temores.

Robin Williams luchaba por comprender por qué además se sentía paranoico, ansioso y deprimido. No estaba convencido de que el diagnóstico de Parkinson explicara puntualmente esos problemas. Así que él y su esposa planearon ir a un centro de pruebas neurocognitivas para ver si ocurría algo más. Desafortunadamente, nunca llegaría allí.

La noche antes de su muerte, el actor parecía estar en un estado de ánimo pacífico. Como explicó su esposa más tarde:

La última vez que Susan vio a su esposo con vida fue alrededor de las 10:30 pm, justo antes de irse a dormir. Las últimas palabras que él le dijo esa noche fueron: Buenas noches, mi amor.

Después de eso, se fue con su iPad a una habitación diferente de la casa, donde respiraría por última vez.

Aunque, lastimosamente, Robin Williams nunca supo qué enfermedad padecía, su viuda sintió un alivio al saber que al menos se logró descubrir y que tenía un nombre. Desde entonces, se ha propuesto como misión aprender todo lo que pueda sobre la enfermedad, educar a otras personas que tal vez no estén familiarizadas y corregir cualquier suposición errónea sobre las causas de la muerte de su esposo.

En 2016, Susan Schneider publicó en la revista médica Neurology una carta titulada «El terrorista dentro del cerebro de mi marido», donde explica el infierno particular que sufrió Williams debido al DCL.

Susan y el resto de su familia también hacen su parte para asegurarse de que la memoria de Robin Williams perdure durante años después de su muerte. Y con toda seguridad, este querido y extraordinario hombre que tanto nos divirtió, nunca será olvidado.

Otras efemérides celebradas el 11 de agosto:

11 Agosto de 1959 - Nace Gustavo Cerati

 

Revista.Marketing es un espacio digital en la web para empresas y empresarios que puede ser tu espacio.

Dirección General:

Jessica Letica Pulido Ross

Circuito Cincunvalación Oriente

142 A Ciudad Satélite

Naucalpan Estado de México

Correo: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Necesita activar JavaScript para visualizarla.

Suscripciones y renovaciones

http://myi.digital/whatsRevMkt

Celular: 55 5966 9343

$$$ Conoce nuestros paquetes $$$

Suscríbete para recibir las últimas noticias

* Campo Requerido
/ ( mm / dd )
Utilizamos Cookies

Utilizamos cookies y otras tecnologías de seguimiento para mejorar su experiencia de navegación en nuestro sitio web, mostrarle contenido personalizado y anuncios dirigidos, analizar el tráfico de nuestro sitio web y comprender de dónde provienen nuestros visitantes.